¡Bienvenido a la familia, Pablito!

Pablito, con un mes de vida, apunta maneras. Tiene depuradísima la técnica de acurrucarse y ha aprendido muy rápido cómo decirle a mamá la manera perfecta de envolverlo en mantitas para estar cómodo y sentirse seguro. De mayor, Pablito será el capo del estar a gustito.

Lo que mejor se le da es arrancar sonrisas a los demás; Pablito parece que ha venido al mundo a hacer que sus papás se retuerzan a carcajadas. ¡Pero todo tiene un precio! El precio de ser el bebé más guapo del mundo es que los demás queramos jugar con él como cuando jugábamos a las muñecas, cambiarle de ropita, probarle un moño, ponerle la camiseta de “I love dad” de la que renegará, víctima y defensor de la moda, cuando sea adolescente – pasado mañana -, combinar pañales y encajes…

Le damos la bienvenida al mundo a este peque precioso y le auguramos millones de momentos cálidos. Ahí estaremos mi cámara y servidora para dar testimonio gráfico de que va a ser un ni requete feliz. ¡Vivan los peques bonitos!

¿Te ha gustado el reportaje? ¡Pide presupuesto aquí!

fotografia bodas malaga fotografosfotografia bodas malaga fotografosfotografia bodas malaga fotografosfotografia bodas malagafotografia bodas malaga fotografosfotografia bodas malaga fotografosfotografia bodas malaga fotografosfotografia bodas malaga fotografos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *